lunes, 12 de febrero de 2018

Menorca, un destino slow de moda

Ahora parece que el término “destino slow” está en boca de todos. Pero, ¿qué significa el “turismo slow”? ¿Es Menorca un destino “slow”?


Para empezar, hay que saber que Menorca y turismo han ido de la mano desde siempre. Pero no como en el resto de las Islas Baleares. Aquí, la irrupción del turismo llegó más tarde que en las islas vecinas -hacia finales de los años 70-, y eso ha supuesto que, a día de hoy, el territorio esté más protegido a nivel paisajístico.

Encontrar en un mismo territorio playas de ensueño, naturaleza salvaje, caminos rurales por los que hacer senderismo o cascos urbanos con encanto por los que pasear despreocupadamente como Mahón o Ciutadella… todo ello hace de Menorca un destino diez para pasar unas vacaciones de ensueño. Pero hacer turismo slow no es solo viajar. Es hacer de tu viaje una filosofía de vida. Se trata de hacer turismo de una forma pausada, relajada, a otro ritmo. Y qué mejor destino que Menorca para practicar esta forma consciente de viajar. Aquí uno puede poner en práctica esa máxima del turismo slow de adentrarse en el lugar y conocer su esencia.

No importa cuál sea tu elección -turismo de “sol y playa”, gastronómico, para hacer deporte o descubrir la cultura local-, lo esencial es que te relajes y disfrutes. Nosotros nos encargamos de que puedas llegar a cualquier sitio gracias a la mejor flota de coches de Menorca. ¿A qué estás esperando?

Posidonia, la planta que da vida a Menorca

Si pensamos en la típica imagen de postal de Menorca, esa con la playa paradisíaca de aguas turquesas y limpias, debemos darle las gracias a la posidonia oceánica. Esa planta -sí, la posidonia es una planta, no una alga- que actúa de barrera natural protegiendo las playas de Menorca. Porque una de sus funciones es evitar que la fuerza de las olas, sobre todo durante los temporales, arrastre consigo la arena de las playas. Además, la posidonia constituye un hábitat natural importantísimo para moluscos, crustáceos, peces y muchísimos más seres vivos.

 

La importancia de esta planta


Sí, habéis leído bien: la posidonia es una planta, y no una alga, como mucha gente cree. Hace la fotosíntesis, tiene un curioso ciclo de floración y suele vivir entre los 0 y los 40 metros de profundidad. También fuera del agua cumple su función, aportando materia orgánica gracias al desplazamiento de sus hojas hacia las dunas por acción del viento.

Podríamos seguir enumerando los beneficios de la posidonia oceánica para el ecosistema. Pero lo que está claro es que le debemos mucho a esta planta que tiene las mayores extensiones de praderas en las Islas Baleares. Por eso, medidas como las tomadas por las autoridades de Menorca para mantener esta planta de alto valor ambiental deben ser respetadas. Entre estas medidas, destaca la prohibición de fondear sobre praderas de posidonia -con multas que pueden llegar hasta los 450.000 euros- o la prohibición de eliminar los restos de posidonia sobre las playas sin servicios.

lunes, 8 de enero de 2018

Menorca, una isla dominada por el viento

Si has visitado Menorca, o aunque todavía no lo hayas hecho, seguro que más de una vez has oído cómo se conoce a Menorca como la isla del viento. Muchas leyendas hablan de que el viento cambia el carácter de los lugareños… y es que, una semana entera de Tramuntana ¡no deja indiferente a nadie! Pero sobretodo, el viento ha hecho de Menorca lo que es hoy en día. Ha dado forma a su costa, ha definido sus paisajes, y hace que el mar despierte y nos regale estampas inolvidables en los días de tormenta.




Como Menorca es prácticamente plana -tan solo cuenta con el Monte Toro como zona elevada-, siempre sufre el azote de los vientos. A diferencia de su isla hermana, Mallorca, que se protege de estos con la Serra de Tramuntana.

Tramuntana (N), Gregal (NE), Llevant (E), Xaloc (SE), Migjorn (S), Llebeig (SO), Ponent (O) y Mestral (NO). Son los nombres y las direcciones de los vientos tal y como se conocen en Menorca.

En invierno los protagonistas son la Tramuntana y el Mestral. Las imágenes de árboles doblados con formas imposibles tras el embiste constante de la Tramuntana son una postal más de Menorca. Y es que la Tramuntana sobrepasa a veces los 100 km/h. En verano, en cambio, el Xaloc y el Migjorn son los causantes del bochorno y de traer calima procedente de África.

Infórmate antes de ir a la playa 


¿Vas a ir a la playa? Conviene saber de qué dirección sopla el viento antes de teclear tu destino en la pantalla del GPS de tu coche. Es bastante obvio: cuando sopla norte, elige las playas del sur; si el viento viene de sur, las playas del norte serán tus aliadas. Igualmente, páginas como Windguru te aclararán las dudas meteorológicas que tengas, ya que puedes ver la fuerza y la dirección del viento hora a hora.

Menorca Reserva de la Biosfera



¿Sabías que Menorca es Reserva de la Biosfera desde 1993? Si piensas recorrer sucosta a pie, en bici o con coche, te explicamos por qué esta distinción que otorga la UNESCO es tan importante. Así, entenderás la riqueza de esta pequeña gran isla en medio del Mediterráneo.

Una isla diseñada por el viento


La forma y la diversidad biológica de Menorca viene determinada por ser la más lluviosa y la más influenciada por el viento de todas las Islas Baleares. Además, es también la más septentrional y oriental. Geológicamente hablando, podemos diferenciar el territorio menorquín en dos grandes partes. La zona del norte se llama Tramuntana. Su costa es abrupta y sus playas tienen tonos más rojizos y oscuros. Disfrutarás recorriendo el salvaje litoral en tu coche de alquiler.
La zona sur, llamada Migjorn, está llena de barrancos de piedra caliza y su costa es algo menos accidentada y cuenta con largas playas de arena blanca.

Pequeño paraíso


Existe la idea errónea de que Menorca, puesto que es pequeña, no ofrece demasiada variedad medioambiental. Pero precisamente uno de los motivos por los que fue reconocida como Reserva de la Biosfera por la UNESCO es su gran riqueza paisajística, de flora y de fauna. Así como su patrimonio cultural y arqueológico, plagado de restos de la cultura talayótica. ¡Y es que Menorca es todo un paraíso que tiene mucho que ofrecer!

Además, la isla ha sabido conservar su riqueza natural al explotar de forma controlada sus recursos sin dejar de velar por la preservación del patrimonio. A diferencia del resto de islas de las Baleares, Menorca no se sumó al boom turístico hasta finales de los años 70.

Si a todos nos gusta disfrutar de Menorca, debemos ser conscientes de la importancia de mantenerla como está para que las generaciones futuras puedan también disfrutarla.

jueves, 7 de diciembre de 2017

Ginebra de Menorca, la bebida del verano

La ginebra, bebida “oficial” de las fiestas de Menorca, tiene una larga historia en la isla. La tradición de elaborar ginebra en Menorca viene de la época en que la isla perteneció a la corona británica, durante casi todo el siglo XVIII.

Los soldados ingleses que pasaban tiempo en la isla -y en sus tabernas- echaban de menos su amado Gin. Así se empezó a destilar el aguardiente a nivel local a partir de bayas de enebro importadas. Ya en el siglo XX, la familia Pons creó la empresa Xoriguer, que empezó a comercializar el que hoy es algo Gin Xoriguer, todo un emblema y un souvenir que todo el que visita Menorca se lleva para casa.
más que una bebida,

Lo reconocerás fácilmente. En las etiquetas de las peculiares botellas -envases de vidrio o gres cerámico con asa- aparece la imagen del molino Xoriguer, fechado de 1784, con el que la familia levantó su centenario negocio de harineros. Miguel Pons Justo, el fundador de Gin Xoriguer, tomó el nombre y la imagen del molino que utilizaba su familia para moler el trigo y convertirlo en harina para representar este nuevo producto que rápidamente hizo furor.


Prepara una refrescante pomada


Cuentan que un mahonés bautizó la mezcla de ginebra y limonada con el apelativo de pomada por el efecto espumoso que se producía al mezlcar Gin Xoriguer con limonada. Este combinado conquistó rápidamente el paladar de los lugareños.

Las fiestas patronales de Menorca no serían lo que son sin un vasito de pomada. Es la bebida oficial del verano en Menorca y, sobre todo, de las fiestas de Sant Joan, en Ciutadella, solo que allí no se conoce el combinado como pomada sino, simplemente, como ‘Gin amb Llimonada’.

Y ¿cómo se prepara? Muy fácil. Ya tienes el ingrediente esencial, el Gin Xoriguer, que debe ir en una proporción de una medida de gin por dos de limonada (casera o bebida gaseosa de limón, siendo la más utilizada, Kas). Sírvela muy fría y disfruta de su sabor. Eso sí, con moderación si luego hay que coger el coche.

miércoles, 6 de diciembre de 2017

Menorca, destino ideal para tus vacaciones en familia


Llegan las fechas señaladas y te preguntas, otro año más, cuál será un buen destino para pasar las vacaciones en familia. Menorca es, sin duda, el lugar perfecto para visitar con niños. Combina playa, actividades en la naturaleza y cultura, así que ¡todos entretenidos! Además, la isla no es demasiado grande, con lo que los peques no se cansarán con interminables trayectos en coche repitiendo una y otra vez ‘¿Cuánto falta?’.

Para los que quieran playas accesibles y con todos los servicios, es fácil encontrar buenas opciones en los 216 kilómetros de litoral que ofrece Menorca, como Son Bou, Punta Prima o Arenal d’en Castell. Desde el arenal de Santo Tomás parte una excursión sencilla hasta la impresionante Cova dels Coloms. Pero la preferida para unas vacaciones en familia es la playa de Es Grau. No cubre y además está muy cerca del Parque Natural de S’Albuferades Grau, zona húmeda ideal para hacer excursiones a pie o en kayak. No te pierdas el ‘Centre de Recepció i Interpretació Rodríguez i Femenias’ para conocer la flora y la fauna del parque.


Una buena opción para los amantes de los animales es visitar el Lloc de Menorca, un zoo muy peculiar donde podremos pasear entre razas autóctonas y especies exóticas. Y también los diversos parques acuáticos de la isla ofrecen diversión para toda la familia.


El legado histórico de Menorca es muy importante. Para conocerlo mejor, recomendamos visitar los yacimientos de Trepucó o Torre d’en Galmés o el Fort Marlborough.
Y no dejéis de hacer un viaje en barco. Yellow Catamarans recorre cada día el extenso puerto de Mahón, el segundo puerto natural más grande del mundo. A bordo aprenderemos escuchando el comentario sobre el recorrido y disfrutaremos viendo el fondo del mar a través de la cubierta submarina.
Recuerda que alquilando con ACG Menorca Rent a Car tienes las sillitas y elevadores gratis, preocúpate solo de disfrutar de tus vacaciones en Menorca.

Menorca en pareja


Visitar Menorca en pareja es una apuesta segura. Créeme si te digo que te marcharás de la isla aún más enamorado: de tu pareja, claro, pero también de las playas y sus faros, de la rica gastronomía de la isla y, sobre todo, de su ritmo de vida.

 Descubrir Menorca en pareja (sus calas, sus caminos, sus pueblos) hará que las vacaciones sean una experiencia memorable.

En la isla las horas se paran y qué mejor que desconectar de todo en sus playas. Los más cómodos pueden ir al sur, donde playas de arena blanca como Macarella o Santo Tomás ofrecen parajes de ensueño en los que zambullirse sin perder la comodidad de la cervecita en el chiringuito. Las calas del norte, mas agrestes y de una belleza casi salvaje, esconden joyas como la playa de Cavalleria o Algaiarens, sin olvidar Pregonda, la protagonista de tantas postales.

Después de relajarse en cualquiera de sus playas, nada mejor que despedir los últimos rayos de sol tomando una copa en la terraza de la Cova d’en Xoroi. Las vistas desde el acantilado quitan el hipo. O simplemente, aparca tu coche al lado de los faros de Punta Nati o Favàritx y disfruta de la puesta de sol.

Menorca dispone de varios hoteles 'solo para adultos', algunos de los cuales ofrecen paquetes de tratamientos para relajarse en pareja con masajes o rituales de belleza e incluso circuitos termales. Y otra forma de mimarse es mediante la comida. Viajando a Menorca en pareja son de visita obligada Biniarroca o Pan y Vino, restaurantes que preservan la tradición culinaria aportando toques de autor.

También se puede optar por algo tan mediterráneo como una cena a orillas del mar en el puerto de Calesfonts. Para bajar la comida, un paseo a la luz de la luna por el Moll d'en Pons hasta Cala Corb y acabar la noche en el mítico Es Cau, refugio marinero de improvisadas glosas menorquinas acompañadas de una guitarra.

Ensaimada de Menorca, el souvenir más dulce


Es el producto estrella de la repostería balear. Más comúnmente asociada a la isla de Mallorca, la receta de la ensaimada también tiene mucha tradición en Menorca y el resto de las Islas Baleares. En Menorca se ha sabido mantener el respeto por la tradición y son muchos los lugares donde se puede adquirir este irresistible dulce de bollería hojaldrada en forma de espiral y cubierto de azúcar glas. No es raro que todo el que nos visita quiera llevarse un pedacito de la isla en la maleta.

Agua, azúcar, huevos y saïm o manteca de cerdo. De esos simples ingredientes -y de unas 20 horas de reposo- sale uno de los placeres reposteros más maravillosos. ¡Y quien diga lo contrario es que no ha probado la auténtica ensaimada!

De chocolate, albaricoques, dulce de leche, crema quemada,… Además de la ensaimada tradicional vacía o la típica de cabello de ángel encontramos muchísimos rellenos diferentes.

Pero la ensaimada más clásica en la isla, no obstante, es la conocida como Coca Bamba o ensaimada menorquina. Se trata de una masa más compacta con una forma enroscada y más elevada que las otras ensaimadas. Se cree que esa forma abombada es la razón por la que se le llama Coca Bamba. Aquí es costumbre tomarla en las fiestas patronales acompañada de una buena taza de chocolate deshecho. ¡Una bomba dulce perfecta para coger fuerzas para las fiestas!

No es difícil encontrar sitios donde comprar ensaimadas. De hecho, en prácticamente cualquier cafetería de la isla podrás encontrarlas. Incluso puedes adquirirlas por Internet o solicitar que las envíen a domicilio. Pero si guardas el secreto, aquí te contamos tres de los mejores establecimientos donde comprar ese preciado manjar. Aunque si las prisas de última hora apremian, no te preocupes, en el mismo aeropuerto puedes hacerte con una ensaimada para llevarte a casa y degustarla recordando tus vacaciones en Menorca.

https://pastisseriaherbera.com/
http://www.can-pons.com/es/inicio
http://www.cassucrer.es/

Fin de semana en Menorca


¿Tienes un fin de semana libre y no sabes dónde ir? Menorca es tu lugar. Elegir pasar un fin de semana en Menorca es todo un acierto. No es demasiado grande como para agobiar con trayectos interminables en coche. Además, conducir por la isla es un placer. Sin prisas, sin agobios, el ritmo pausado de la vida menorquina es lo que necesitas para disfrutar de un fin de semana en Menorca memorable.

Te damos a continuación unas pautas para aprovechar al máximo tu escapada exprés.


No quieras verlo todo en un día


Menorca tiene mucho que ofrecer: playas paradisíacas como Pregonda o Macarella, multitud de posibilidades para hacer deporte al aire libre como recorrer el Camí de Cavalls, contacto con la naturaleza, gastronomía, cultura, etc. Pero no por ello tienes que verlo todo en un día. Aparca las prisas en casa y déjate en el tintero unas cuantas visitas para tu próximo viaje. Disfrutarás más.




  Mima tu paladar


Dedica tiempo a cuidarte a través de la gastronomía. El cariño hacia el producto local y de temporada se deja ver en las cartas de los restaurantes. Para tu fin de semana en Menorca puedes acercarte al restaurante Biniarroca, Alcaufar Vell o Es Cranc. Y bon appétit!

Disfruta del placer de conducir


La isla de Menorca tiene una superficie de 702 kilómetros cuadrados y es perfecta para recorrer en coche. La distancia entre Ciutadella y Maó es de 47 kilómetros y las carreteras y caminos a playas y pueblos están muy bien señalizados. Son numerosas las calas (link) que puedes visitar dejando el coche a escasos metros.

Apuesta por la cultura


Disponer de solo un fin de semana en Menorca no tiene por qué significar que no hay tiempo para la cultura. Aquí puedes trasladarte al pasado simplemente paseando por los yacimientos talayóticos que salpican la isla. Talatí de Dalt, Torre d’en Galmés, Trepucó o Torretrencada son solo algunos ejemplos del rico patrimonio arqueológico con el que cuenta la isla. Visitar el Museo de Menorca, el Centro de Geología de Menorca o adentrarse por los túneles de La Mola son otras interesantes opciones.

viernes, 17 de noviembre de 2017

Camí de Cavalls: senderismo para todos


Camí de cavalls

Venir de vacaciones a Menorca y no visitar el Camí de Cavalls es como perderse una parte fundamental de esta preciosa isla del Mediterráneo. Porque Menorca no es solo playa.
Te invitamos a que te calces un buen par de botas y llenes la mochila con crema solar, agua y ganas de aventura. Recorrer algún tramo de este sendero que rodea la isla es, sin duda, una buena opción para aquellos que visiten Menorca fuera de temporada.

Antiguamente utilizado como elemento defensivo, el trazado que forma el Camí de Cavalls se ha convertido hoy en una ruta de Gran Recorrido de 185 kilómetros que cuenta con veinte etapas que se pueden disfrutar a pie, en bicicleta o incluso a caballo. Puedes llegar en coche fácilmente a la mayoría de los puntos de partida, así que guarda un día o dos de tus vacaciones en Menorca para hacer senderismo.


Encontraremos tramos accesibles para todos los miembros de la familia. Como el que parte de la urbanización de Punta Prima hasta Cala Sant Esteve recorriendo la costa. Sin perder la vista del faro de la Isla del Aire, pasaremos por la torre de defensa de Alcalfar, el barranco de Rafalet y acabaremos subiendo el camino empedrado que nos lleva al parking del Fuerte Marlborough en apenas dos horas y media.

Otro camino de unas tres horas sería el tramo que separa las playas de Son Bou y Cala en Porter. Tras el paso por el barranco de Llucalari descubriremos extensos campos de cultivo y frutales hasta encontrar el torrente que desemboca en la playa.

Para los senderistas con ganas de ponerse a prueba, el trayecto de la cala de Binimel·là hasta Ets Alocs es la etapa más dura del Camí de Cavalls. Dejaremos el coche en el parking de Binimel·là y caminaremos hacia la bonita playa de Pregonda. Tras dejar atrás Cala Barril empieza lo más duro. Desniveles y terrenos abruptos que discurren por acantilados de vértigo poco transitados incluso en pleno agosto.

viernes, 28 de abril de 2017

¡Nuevo año, Nueva Web!

Nuevo año, ¡nueva web!
Estrenamos nueva página web, www.acgmenorcarentacar.com. Celebramos nuestro 15 aniversario con este nuevo portal donde facilitamos aún más el alquiler a todos nuestros clientes. Una web apta para móviles que facilita la gestión de la reserva con estos dispositivos. También nos acercamos más al cliente con un chat on-line. Y no puede ser menos, a nueva web nuevos vehículos: Opel Corsa, Peugeot 208 o el nuevo 2008, vehículos 7 plazas como es la Fiat doblo, y la comodidad del Opel Meriva.
Sabemos lo que el cliente quiere: un alquiler fácil con precios finales. Y como sabemos lo que es importante, no cambiamos nuestra filosofía y política de trabajo, ofrecer siempre desde el principio el precio final garantizado.
Con nosotros no pagas más por un seguro a todo riesgo, lo incluimos en el precio y sin Franquicia ni retenciones en tarjetas de crédito.
Con nosotros tampoco pagarás más por añadir en su alquiler sillitas de bebé o elevadores para sus hijos, lo incluimos sin coste extra.
No pagarás extras por añadir un segundo conductor, por disponer de kilometraje ilimitado o una asistencia en carretera.
Además, una entrega fácil de su vehículo de alquiler en el lugar donde nos solicites, ya sea aeropuerto de Menorca, puerto de Mahón o Ciutadella o en su propio alojamiento.
Si tienes alguna duda puedes llamarnos al +34 699 093 052


Menorca, un destino slow de moda

Ahora parece que el término “destino slow ” está en boca de todos. Pero, ¿qué significa el “turismo slow ”? ¿Es Menorca un destino “ slow ”?...